9 señales de que naciste y creciste en las Islas Marshall


1. Tienes pocas expectativas para casi todo.

Vivir en una isla significa depender de las importaciones para las necesidades básicas y el entretenimiento frívolo. La leche se echa a perder rápidamente. El producto pierde frescura rápidamente. Se necesita una eternidad para que llegue un envío. Las cosas estándar típicas que aprovecho gloriosamente ahora que vivo en los EE. UU. Deben anticiparse y esperarse con un grano de sal en las Islas Marshall.

2. Cada playa apesta en comparación con las playas de Marshalls.

No puedes evitar comparar todas las playas con las de Marshalls, que, si no te has dado cuenta, no son tan satisfactorias como las que estás acostumbrado. Por ejemplo, fui a una playa hoy en Honolulu (sí, las siempre veneradas aguas de Hawai) y fue ... Está bien. ¿Por qué el agua no está bendecida con azul? ¿Por qué hay madera flotando a lo largo de la costa? ¿Y qué pasa con toda esta gente?

3. Crees que Kool Aid sabe bien en todo.

Es una verdad fundamental que Kool Aid es la mejor sustancia en polvo desde el azúcar. Con mucho gusto pondrás esto en tus fideos, tus naranjas, tus melocotones. Es un paquete supremo de sabor que siempre tendrá un lugar en sus estantes, guardado en un armario secreto donde nadie pueda encontrarlo. Oh, sí ... supongo que también podrías convertirlo en Kool Aid.

4. Anhelará el sabor de los chips de fruta del pan incluso si apestan el lugar.

Vale la pena.

5. Cualquier cosa remotamente que tenga algo que ver con los Marshalls tendrá un lugar especial en su corazón.

Bob Esponja, Lisa Loring, Shark Week, esa película de Louis Zampenelli de Angelina jolie.

6. No trabajar el sábado es una mierda y tener que levantarse un lunes por la mañana simplemente no se siente bien.

No te importa lo que digan todos: el lunes es parte del fin de semana y el sábado es un día laborable. Cómo funciona la gente con este horario me supera.

7. La clase que se graduó de la escuela secundaria le envía mensajes casi semanalmente para desahogarse sobre cosas al azar.

Y me refiero a los 8.

8. Estás acostumbrado a verte a ti, a tu familia, a tus amigos, a tus vecinos en el periódico sin motivo.

Quizás apareciste en el material de primera plana porque estabas jugando béisbol, asistiendo a una reunión de un club o porque estabas recogiendo un caparazón de aspecto atractivo en la playa. Desafortunadamente, en el extranjero, a los periódicos les gustan las historias sobre tragedias, política y el clima, por lo que su rostro no aparecerá en los medios locales en el corto plazo.

9. “Yokwe”Es la forma definitiva de decir“ hola ”.

Y "Kommol tata”Es la forma definitiva de decir“ gracias ”.


Vinieron aquí después de que Estados Unidos irradió sus islas. Ahora se enfrentan a un futuro incierto

Provienen de una nación insular del Pacífico de baja altitud, sinónimo de las pruebas de armas nucleares estadounidenses durante la Guerra Fría. En parte debido a esa turbulenta historia, un tercio de la población de las Islas Marshall, aproximadamente 27.000 y en aumento, ahora reside en los Estados Unidos, donde su futuro es incierto.

En virtud de un acuerdo bilateral de 1986, se permitió al pueblo de las Islas Marshall entrar a los Estados Unidos como "no inmigrantes legales" a cambio de que el ejército estadounidense continuara operando una base de pruebas de armas en las Marshalls. Muchos isleños encontraron trabajo en plantas procesadoras de carne en Arkansas, fábricas de conservas en Oregon y varias industrias de servicios en el estado de Washington, incluso en Spokane, donde grupos de iglesias y familias ayudaron a construir una comunidad que brindaba empleo, hogares, educación y atención médica a los recién llegados.

Ahora, en medio de las tensiones causadas por la persistente radiación y el aumento del nivel del mar en las Islas Marshall, no está claro si un nuevo gobierno de las Islas Marshall renovará un pacto con Estados Unidos que ha vinculado a los dos países durante 33 años. Si un nuevo gobierno decide romper ese pacto, los 27.000 habitantes de las Islas Marshall en Estados Unidos perderán su estatus legal y tal vez se verán obligados a regresar a una nación insular asolada por la pobreza, las enfermedades y el aumento del nivel del mar.

China también ha estado buscando aumentar su influencia en las Islas Marshall, donde los resultados de una elección reciente podrían complicar la presencia estadounidense en el Pacífico y el destino de los marshaleses aquí.

"Sería una tragedia si nuestro parlamento decidiera separarse de Estados Unidos", dijo Doresty Daniel, quien llegó a Spokane hace dos años, a través de Hawai. “Lo que hizo Estados Unidos en las Islas Marshall es una tragedia. Pero, ¿cuál es la alternativa? ¿De verdad creemos que China nos va a tratar mejor? "

Muchos expatriados marshaleses esperan que las dos partes arreglen sus diferencias y les permitan quedarse. Pero la situación es más inestable de lo que muchos han visto en sus vidas.

En Spokane, miles de isleños han hecho de la ciudad su hogar. Después del inglés, el marshalés es el segundo idioma más hablado en el sistema escolar.

Algunos de los jóvenes fueron enviados aquí solos, que se quedaron con hermanos, primos, tías, tíos y amigos, para obtener una educación que no estaba disponible en casa.

En un día reciente de diciembre, cuando una lluvia helada caía fuera del centro de la ciudad de Spokane, Lewis and Clark High School, lavando la nieve grisácea y llena de hollín, una habitación de adolescentes marshaleses se rió mientras explicaba sus relaciones familiares a un visitante.

"Es mi hermano", dijo Atina Jabuwe, de 17 años, señalando a un niño de 17 años sentado frente a ella en un pequeño círculo de siete estudiantes en el aula de desarrollo del idioma inglés de Shannon Brown.

"Y él también", dijo, señalando a otro chico de 17 años en el círculo antes de dirigirse a tres mujeres jóvenes, a quienes dijo que describían como sus dos hermanas y su "tía".

“Bueno, no mi hermana-hermana o hermano-hermano”, dijo mientras el grupo se reía. "Son lo que llamarías primos. Pero ella ”, dijo, señalando a otra mujer joven en el círculo,“ es realmente, verdaderamente nuestra tía ”.

Con el cambio climático y el aumento de los mares, Estados Unidos está a punto de enfrentar un ajuste de cuentas por el legado nuclear tóxico que enterramos, y olvidamos, en las Islas Marshall.

Una cadena de atolones de coral que se encuentran aproximadamente a 5,000 millas al suroeste de Los Ángeles, las Islas Marshall fue el sitio de 67 pruebas de armas nucleares de Estados Unidos entre 1946 y 1958, que destruyeron islas enteras y expusieron a miles de habitantes de las Islas Marshall a la radiación. Con una elevación promedio de dos metros, es cada vez más vulnerable a los flagelos del cambio climático: calor opresivo, arrecifes blanqueados e inundaciones.

"Me metí en un debate con un amigo sobre eso", dijo Atina. "¿Las islas se están encogiendo o hundiéndose? Digo encogiéndose porque el agua está subiendo. Pero ella dijo hundiéndose, porque se están hundiendo".

El desempleo se estima en alrededor del 36%, y recientemente las islas han sido golpeadas por un brote récord de dengue.

Aunque los habitantes de las Islas Marshall en Spokane no están lidiando con estos problemas directamente, están muy conscientes y preocupados.

Daniel, por ejemplo, describió la isla en la que creció en Mili Atoll. “La playa donde jugaba y los cocoteros bajo los que trepé y jugué, se han ido. Es solo agua ".

Algunos estudiantes también luchan con la historia compartida de las dos naciones, que, como es el caso en todo el país, no forma parte del plan de estudios de las escuelas de Spokane.

“Escuché lo que los estadounidenses nos hicieron”, dijo Telirose Thomas, de 18 años, estudiante de último año y animadora en la cercana Rogers High School. “Es difícil imaginar que hayan hecho tal cosa. Parece tan, bueno, antiestadounidense ".

Pero ella tiene la intención de regresar, al igual que la mayoría de los marshaleses, incluso los más jóvenes que se han criado aquí.

“Mis padres trabajan muy duro y dicen que algún día regresarán”, dijo Thomas, quien llegó en 2013 y espera convertirse eventualmente en neurocirujano.

“Pero quiero ser médico en las Islas Marshall. Quiero ser médico allí porque realmente no tienen ninguno ”, dijo.

Desde 1986, la República de las Islas Marshall ha disfrutado de una relación especial con los Estados Unidos, una que permite a sus residentes vivir, trabajar y estudiar en los Estados Unidos sin visas.

Los marshaleses no se consideran inmigrantes o refugiados, ni se consideran ciudadanos estadounidenses. Junto con personas de los Estados Federados de Micronesia y Palau, conocidos colectivamente como naciones libremente asociadas, pagan impuestos, pueden servir en las fuerzas armadas de los EE. UU. Y disfrutar de la libertad de movimiento en los 50 estados.

También se les niegan los servicios sociales básicos a través de Medicare, el Seguro Social o programas federales especializados diseñados para ayudar a los refugiados e inmigrantes, beneficios que se perdieron en 1996 cuando el presidente Clinton firmó una amplia ley de reforma del bienestar.

Estados como Washington y Oregon ahora tienen programas diseñados para llenar este vacío. Esto fue en gran parte el resultado de determinados micronesios, palauanos y marshaleses, como Rick y Rose Kabua de Spokane, quienes trabajaron con los legisladores del estado de Washington para asegurar que los marshaleses recibieran los servicios esenciales.

"Esos beneficios estaban destinados a nosotros", dijo Rick Kabua, descendiente de la realeza de las Islas Marshall, hijo del rey del atolón Kwajalein, o Iroijlaplap. Trabaja en el sistema escolar de Spokane como enlace cultural para los estudiantes de las Islas Marshall.

Como resultado de su trabajo y una organización conocida como Compact of Free Association Alliance National Network, el noroeste del Pacífico se ha convertido en un destino importante para los habitantes de las islas Marshall. Solo tienen acceso limitado a la atención médica en su país de origen, que, a pesar de un legado histórico de cánceres inducidos por radiación, no tiene oncólogos.

Otros centros de las Islas Marshall, como Springdale, Ark., Costa Mesa, Enid, Oklahoma y la mayor parte de Hawái, no cuentan con los beneficios de atención médica que brindan Washington y Oregón.

Pero la política en las Islas Marshall amenaza con cambiarlo todo.

Muchos habitantes de las islas Marshall sienten que Estados Unidos ha traicionado su confianza y no ha proporcionado una compensación justa por el trastorno causado por las pruebas nucleares estadounidenses.

El Congreso está exigiendo al Departamento de Energía que investigue un vertedero de desechos nucleares estadounidense envejecido y agrietado en las Islas Marshall, el foco de una investigación de Los Angeles Times este año.

La República de las Islas Marshall durante décadas se ha vuelto dependiente de la ayuda y el financiamiento de EE. UU., Lo que representa aproximadamente el 36% de los gastos de la nación. Pero más recientemente, China ha estado haciendo propuestas a través del Pacífico, cortejando exitosamente a muchas naciones insulares con promesas de financiamiento y financiamiento.

Es parte de la iniciativa de desarrollo de la Franja y la Ruta de China, que está diseñada para expandir el alcance político y militar de Beijing. Y plantea un riesgo militar estratégico para Estados Unidos, que tiene bases militares en el Pacífico, incluido un importante sitio de prueba de misiles en las Islas Marshall, en el atolón Kwajalein.

"Kwajalein es de vital importancia para los Estados Unidos", dijo Jeffrey Lewis, director del Programa de No Proliferación de Asia Oriental en el Instituto de Estudios Internacionales de Middlebury en Monterey, California. "Es el centro de pruebas de misiles en el Pacífico".

"En algún momento, tienes que preguntar quién va a ayudar", dijo James Matayoshi, alcalde de Rongelap Atoll, en una entrevista en septiembre.

Rongelap es uno de los 29 atolones que componen las Islas Marshall. Matayoshi ha elaborado planes que, con la financiación de empresas chinas, convertirían su atolón en un centro tecnológico del Pacífico central.

El 18 de noviembre, los marshaleses acudieron a las urnas para emitir su suerte. Y por primera vez, las elecciones excluyeron a los que vivían en el extranjero, lo que negó un voto a los 27.000 marshaleses en Estados Unidos. Aunque la Corte Suprema de las Islas Marshall ha declarado que la exclusión es inconstitucional, su fallo llegó demasiado tarde para estas últimas elecciones.

El nuevo gobierno está programado para reunirse el 6 de enero, por lo que se esperan resultados en cualquier momento. La incertidumbre ha dejado a muchos marshaleses en Spokane y en todo Estados Unidos ansiosos.

"Estamos justificadamente preocupados", dijo el pastor Humphrey Jonathan, ministro de la iglesia de la Asamblea de Dios en Spokane, una de aproximadamente una docena de iglesias marshalesas en la región.

Esto se debe a que si un gobierno marshalés de tendencia china rompiera el pacto antes de que expire en 2023, se retirarían los derechos y privilegios de los marshaleses que viven en Estados Unidos, dijo Howard Hills, un abogado de Laguna Beach que ayudó a escribir el primer acuerdo.

“Si una de las dos partes decide retirarse del pacto, se vuelve nulo y sin valor. Todo, todos esos derechos, desaparecen ”, dijo.

La experiencia Latinx narrada

Obtenga el boletín de Latinx Files para obtener historias que capturan a las multitudes dentro de nuestras comunidades.

Ocasionalmente, puede recibir contenido promocional de Los Angeles Times.

Susanne Rust es una reportera de investigación galardonada que se especializa en temas ambientales. Ella tiene su base en el Área de la Bahía.

Más de Los Angeles Times

Un estudio está planteando dudas sobre qué tan bien protegen las vacunas COVID-19 a los pacientes de trasplante de órganos que toman medicamentos que inhiben su sistema inmunológico.

El abogado defensor de Chauvin está "muy preocupado" porque el anuncio del acuerdo para la familia de George Floyd hace imposible que su cliente obtenga un juicio justo.

Los asesores clave están preparando medidas que podrían incluir un aumento en la tasa del impuesto corporativo y la tasa individual para las personas con altos ingresos.

Funcionarios estadounidenses arrestaron y acusaron a dos hombres de agredir al oficial de policía del Capitolio estadounidense Brian Sicknick con spray para osos durante los disturbios del 6 de enero.

A pesar de las pautas de salud pública para limitar las reuniones durante la pandemia, cientos de estudiantes, muchos de ellos sin máscaras, celebraron en un "St. Fiesta del Día de Fratty.

Después de meses de paralizantes cierres de COVID-19, el condado de Los Ángeles desbloqueó el lunes una parte significativa de su maltrecho sector empresarial.


Jóhannes Stefánsson

por Jane Turner

La salud de Jóhannes Stefánsson es una gran preocupación porque ha habido atentados contra su vida. Cuando viaja fuera de Islandia, necesita guardaespaldas. “Si morimos con esto, morimos con esto, vamos a luchar hasta el final”, me dice. "Nunca se suponía que iba a sobrevivir".

Stefánsson nació en Reykjavik, Islandia, un área que muchos estadounidenses conocen como una escala popular para vuelos a Inglaterra. La madre de Stefánsson murió en 2016 con Alzheimer. Su padre, de 82 años, es "bastante fresco", según Stefánsson. Sus padres le enseñaron a respetar siempre a las personas y a no discriminar nunca. Fue criado para ser amable con la gente, no aprovecharse de los demás, y esa es la razón principal por la que hizo sonar el silbato cuando se convirtió en un hombre.

Al crecer, a Stefánsson le fue bien en la escuela, pero admitió que era "un poco salvaje". Comenzó a trabajar a los 12 años, primero en un garaje y luego en una fábrica de pescado. En 1991, a los dieciocho años, Stefánsson se fue a Panamá como estudiante de intercambio extranjero, lo que describió como una "experiencia fantástica, y me encantó el país y la gente". Cuando regresó a Islandia, pasó un año en una universidad y continuó su carrera en la industria pesquera. El padre de Stefánsson había pasado 40 años en barcos de pesca, y Stefánsson siguió a su padre al mismo campo.

Stefánsson dedicó varios años a la pesca de arrastre y plantas procesadoras de pescado. En 2007, comenzó a trabajar para Samherji, la empresa de procesamiento de pescado y pesca más grande de Islandia. Stefánsson es el arquetipo del hombre nórdico, pálido, de ojos claros y de estatura alta. Creció en una cultura islandesa que cree en el cuidado de los demás y del mundo que los rodea. Abrazó esas cualidades y, con una personalidad carismática, ascendió rápidamente en las filas de Samherji. Fue considerado un empleado tan valioso que fue nombrado Director Gerente en 2013.

Samherji controla un volumen significativo de la cuota de pesca de Islandia y opera muchos congeladores y arrastreros de pescado, además de fábricas de pescado. También tiene amplios intereses en el extranjero, incluido el Reino Unido, los EE. UU. Y en todo el mundo.

Samherji poseía grandes arrastreros con base en las áreas del mundo donde se podían obtener cotizaciones de pesca. Las cuotas de pesca son un medio por el cual muchos gobiernos regulan la pesca. El regulador establece los totales de captura permitidos específicos de la especie, generalmente por peso y durante un tiempo determinado. Por lo general, las cuotas se pueden comprar, vender o arrendar. Los primeros países en adoptar cuotas de pesca individuales fueron los Países Bajos, Islandia y Canadá a fines de la década de 1970.

Un barco pesquero Samherji podría procesar de 35.000 a 45.000 toneladas de pescado al año. Samherji ordenó a Stefánsson que buscara mercados donde pudieran comprar cuotas de pesca para sus grandes embarcaciones.

Stefánsson dijo: “De eso se trata, básicamente, la corrupción oficial, se trata de este gran acceso a las cuotas de pesca a través de esta corrupción con empresarios y políticos bien conectados. Normalmente son las personas locales de los países que tienen los derechos de pesca las que obtienen las cuotas de pesca y las venden a empresas como Samherji. Los derechos de pesca no deberían ir a manos de los políticos ”.

Stefánsson fue Director Gerente en Walvis Bay, Namibia, y dirigió las operaciones diarias de Samherji en 2011. Los arrastreros de Samherji capturaron jurel, un "pescado bajo en proteínas vendido al mercado africano, para personas de bajos ingresos".

Según Stefánsson, “Una tonelada de jurel (congelado) sale al mercado por 850 dólares. Los políticos y los empresarios corruptos vendieron la cuota a Samherji por unos 250 dólares. Entonces, si los políticos tienen acceso a 10,000 toneladas y se las venden a Samherji por $ 250,000 la tonelada, que son $ 2.5 millones (por diez toneladas). Samherji pagó $ 2.5 millones a los políticos. Samherji luego va a pescar, procesar y congelar el jurel, que venden por $ 850 (en el mercado por un total de $ 850,000) ”.

Es una venta rápida para los políticos y empresarios corruptos, a quienes Stefánsson se refiere como tiburones, solo por tener una cuota de pesca. Samherji recibe una ganancia de $ 600.000 por diez toneladas, que transfieren fuera del país, sin pagar impuestos y sin dejar nada en el país.

Otro aspecto que molestó a Stefánsson fue que en 2011, Samherji había prometido construir una planta procesadora de pescado en suelo namibio. La compañía dijo que crearía empleos y ayudaría a la economía, pero siguió retrasando la construcción. Lo puso en una posición incómoda durante cinco años, ya que hizo la promesa en nombre de la empresa. Parecía que Samherji estaba mintiendo sobre la planta.

Stefánsson sabía que las bolsas de dinero que les dio a los políticos de Namibia eran sobornos, aunque estaban redactados en otro idioma. Los empresarios con los que trataba no tenían conocimientos previos ni experiencia con la industria pesquera de Namibia antes de entablar relaciones con Samherji. Lo que le vendieron a Samherji fue el acceso al poder político en Namibia. Stefánsson señala que “Samherji hace todo lo posible para apoderarse de los recursos naturales de otras naciones. La empresa engaña y hace promesas vacías, todo con el fin de explotar estos recursos. No dudan en usar sobornos y violar la ley para poder sacar todo el dinero que puedan del país y no dejar nada más que tierra quemada y dinero en los bolsillos de una élite política corrupta ”.

En julio de 2016, Stefánsson se dio cuenta de que había grandes conflictos con Samherji. Sabía que los millones de dólares en sobornos que pagó estaban mal, y Samherji no solo estaba engañando a Namibia, sino también a Stefánsson, ya que había estado trabajando sin paga durante las vacaciones durante años.

Stefánsson le dijo a Samherji que se iba. La compañía lo contactó varias veces para regresar a Islandia porque estaban preocupados por sus sentimientos altruistas hacia el pueblo de Namibia. Él "pospuso a Samherji" mientras descargaba información en 5 discos duros que constaban de 38.000 correos electrónicos, además de notas, fotos y videos de Samherji.

Stefánsson siempre supo que iba a tener que hacer pública la información. Había visto crecer el esquema de corrupción y hacerse cada vez más grande. Namibia era un país joven que se independizó de Sudáfrica en 1990. Tiene abundantes recursos, pero Samherji estaba devastando la economía, con uno de cada cinco namibianos viviendo en la pobreza y una tasa de desempleo del 33 por ciento. Stefánsson sabía que políticos y empresarios corruptos habían recibido más de 10 millones de dólares en sobornos. También sabía que se estaban sacando del país millones más y se estaban lavando a través de bancos, principalmente sucursales de Den Norse Bank. Samherji utilizó bancos de Chipre, Reino Unido, Mauricio, Dubai, Islandia, Noruega, Namibia, Polonia y Estados Unidos para lavar dinero en cuentas bancarias privadas. Stefánsson se dio cuenta de que se estaban lavando más de $ 650 millones.

El denunciante del banco suizo Bradley Birkenfeld (denunciante de la semana, 28/9/20) dijo: "Mi banco, UBS, pagó innumerables multas a lo largo de los años por violar las leyes de valores e impuestos en Japón, Alemania, Italia, Canadá y otros, y sin embargo, todavía estaban en el negocio, ¿por qué? Nadie va a la cárcel, y el banco escribe un cheque y se marcha ". Stefánsson señaló que el Den Norse Bank le dio un aire de credibilidad al dinero lavado por Samherji.

Desde julio de 2016 hasta el 10 de enero de 2017, Stefánsson se quedó en Sudáfrica. Contrató guardaespaldas porque las amenazas en su contra aumentaban debido a su conocimiento de la corrupción profunda y generalizada. El Servicio Secreto de Namibia y la mafia sudafricana parecían estar detrás de las amenazas y una serie de intentos de secuestro. En un momento, el contingente de guardaespaldas de Stefánsson se enfrentó a cinco hombres con armas. Se intentó sobornar a los guardaespaldas y se amenazó a sus familiares. Se difundieron rumores de que Stefánsson era alcohólico y drogadicto, pero ninguno de los dos era cierto.

Poco después de firmar un acuerdo de indemnización con Samherji, Stefánsson cree que fue envenenado por primera vez en un hotel de Sudáfrica. Cree firmemente que Samherji tenía conocimiento de este primer envenenamiento y los intentos posteriores. Stefánsson sufrió los efectos del envenenamiento: un colapso, confusión, agonía corporal y una sed espantosa. También le dijeron que le habían "golpeado" y decidió irse de Sudáfrica en enero de 2017. Stefánsson siente que está vivo hoy solo por los guardaespaldas que lo rodearon durante ese tiempo.

Al regresar a Islandia, Stefánsson se puso en contacto con WikiLeaks y les proporcionó miles de documentos que WikiLeaks publicó con el nombre en clave "Fishrot". Stefánsson también proporcionó información a Al Jazeera, que filmó "Anatomía de un soborno" basándose en los archivos de Fishrot y llevó a cabo con éxito su propia operación encubierta.

En respuesta a las acusaciones que Stefánsson hizo públicas, Samherji publicó un comunicado culpándolo. Samherji dijo que Stefánsson estaba detrás de los presuntos sobornos y Samherji desconocía por completo cualquier corrupción. Aunque Stefánsson admitió ser parte del plan de sobornos, los registros mostraron que nunca tuvo el control de las cuentas bancarias por las que fluía el dinero. Además, los presuntos sobornos continuaron durante tres años después de que dejó la empresa.

Físicamente, Stefánsson está destrozado y ha sufrido una importante pérdida de peso. Siente que su cuerpo no funciona correctamente y que "tiene hojas de afeitar en la sangre". Sufre de dolores constantes, temblores, mareos y limitaciones en su vida, ya que no puede trabajar debido a los efectos del posible envenenamiento. Pero si le preguntas a Stefánsson si valió la pena, él responderá: "definitivamente valió la pena, ya que se hizo justicia". Se niega a ser pintado como una víctima, diciendo: “Yo fui parte de eso, no estoy escapando de mis responsabilidades. Estaba haciendo el trabajo en nombre de la empresa ".

Cuando se le pregunta por qué fue el único en hacer sonar el silbato a Samherji y Stefánsson responde: “No iba a tener esto en mi conciencia. No iba a ser parte de (un sistema) que engañaba a los locales. Empecé a luchar por sus intereses incluso antes de irme (Namibia). Todos somos iguales, pero la gente de Samherji miró con desprecio a la gente de Namibia. Los ejecutivos eran arrogantes e irrespetuosos. Vengo de un buen hogar y me crié correctamente. Me enseñaron que todos somos iguales ".

Stefánsson afirmó que su padre está orgulloso de él, a pesar de que le ha costado a Stefánsson su matrimonio y su salud. No tiene activos y lo ha perdido todo. Su antigua empresa lo ha puesto en la banca negra, pero Stefánsson no piensa en lo que ha perdido sino que piensa en el desafío de una solución. Quiere "luchar por la gente de África, luchar por el cambio en África". Recuerda el sufrimiento del pueblo de Namibia porque su economía está siendo agotada por políticos corruptos, empresarios y una empresa corporativa global. El efecto que esta corrupción tiene en el pueblo de Namibia es devastador, con altas tasas de desempleo, casas perdidas y suicidios.

Stefánsson no se ve a sí mismo como un héroe, sino como alguien que quería hacer "lo correcto". "Es", dice, "una historia asombrosa, y todavía la estamos escribiendo". Stefánsson tendrá que estar con oxígeno para sus futuras visitas a Namibia. Él testificará en el juicio previo en abril y el juicio seguirá unos meses más tarde. Espera recaudar fondos suficientes para viajar a un centro médico en Alemania que se especializa en el tratamiento de víctimas de envenenamiento.

Actualmente, se está llevando a cabo una investigación criminal en otros tres países, y la investigación de Fishrot está vinculada a veintisiete países.

En sus oraciones, Stefánsson está agradecido. Está agradecido de haber sobrevivido y agradecido de haber hecho una diferencia en el mundo.

Las contribuciones para la atención médica de Stefánsson se pueden realizar a través de GoFundMe.


Bebés medusas: defectos de nacimiento de la radiación nuclear

Después de la Segunda Guerra Mundial, Estados Unidos probó una bomba en las Islas Marshall que fue 1.300 veces más destructiva que las bombas lanzadas sobre Hiroshima y Nagasaki. La gente de una de las islas, Rongelap, estaba directamente en la zona de lluvia radiactiva y sufría cáncer y defectos de nacimiento importantes, incluidos los "bebés medusas" (bebés que nacen sin huesos y piel transparente).

Lijon Eknilang de las Islas Marshall explica su experiencia con el efecto de la radiación nuclear. "No puedo tener hijos. He tenido abortos espontáneos en siete ocasiones. En una de esas ocasiones, el niño que aborté estaba gravemente deformado, tenía un solo ojo. Nuestra cultura y religión nos enseñan que las anomalías reproductivas son una señal de que las mujeres han sido infieles. Por eso, muchas de mis amigas guardan silencio sobre los extraños partos que han tenido. En la intimidad, dan a luz, no a niños como nos gusta pensar en ellos, sino a cosas que solo podríamos describir como "pulpos", "manzanas", "tortugas" y otras cosas en nuestra experiencia. No tenemos palabras marshalesas para este tipo de bebés, porque nunca nacieron antes de que llegara la radiación. Mujeres en Rongelap, Likiek, Ailuk y otros atolones en el Las Islas Marshall han dado a luz a estos "bebés monstruosos". Muchas de estas mujeres son de atolones que los funcionarios extranjeros nos han dicho que no se vieron afectados por la radiación. Sabemos lo contrario, porque los problemas de salud son similares a los nuestros. Una mujer en Likiep dio a luz a un niño con dos cabezas. Su gata también dio a luz a un gatito con dos cabezas. Hoy en día hay una niña en Ailuk sin rodillas, tres dedos en cada pie y un brazo faltante. Los defectos de nacimiento más comunes en Rongelap y las islas cercanas han sido bebés "medusas". Estos bebés nacen sin huesos en el cuerpo y con la piel transparente. Podemos ver el latido de sus cerebros y corazones. Los bebés suelen vivir uno o dos días antes de dejar de respirar. Muchas mujeres mueren de embarazos anormales, y las que sobreviven dan a luz a lo que parece como uvas moradas que enterramos rápidamente ".

Entre 1954 y 1958, uno de cada tres nacimientos en las Islas Marshall resultó en muerte fetal. La hepatitis B y el cáncer de hígado es aproximadamente 30 veces mayor en las Islas Marshall que en los EE. UU. El cáncer de cuello uterino en las mujeres de las Islas Marshall es 60 veces mayor y las tasas de cáncer de mama, pulmón, oral y gastrointestinal son de tres a diez veces mayores que en las Islas Marshall EE. UU. La esperanza de vida en las islas se ha reducido drásticamente a 40 años. Algunas comunidades sufren tanto como resultado de estas pruebas que han decidido dejar de reproducirse y extinguirse.

Algunos creen que la prueba fue planificada por el gobierno de los Estados Unidos para examinar los efectos de la radiación nuclear en los seres humanos. Sin embargo, el DOE ha elaborado estudios que "prueban" que estas personas no sufren radiación. Esta investigación convenientemente no tiene en cuenta las causas ambientales de las enfermedades, y culpa a las acciones de los pueblos indígenas. Esto deja al gobierno sin rendir cuentas por sus políticas de contaminación ambiental.

Lea este testimonio para obtener un informe de primera mano sobre el impacto de las pruebas nucleares:
http://archives.pireport.org/archive/2005/June/06-14-com2.htm

10 comentarios:

Este es un artículo bastante impactante. Lo más preocupante es el hecho de que, si bien el gobierno de los EE. UU. Parece no querer admitir ningún error, todavía están pagando las facturas médicas de muchas de estas personas (según el artículo vinculado). Lo que implica que sienten cierta responsabilidad por los problemas que lastiman a estas personas.

Mi madre fue a la escuela secundaria en las Islas Marshall en Kwajalein, que es una base militar que proporciona defensa antimisiles (al menos en la década de 1970). Mi mamá ha contado historias de las luchas de los nativos de las Islas Marshall similares a las de las que tú has hablado y creo que es increíble que hayas sacado a la luz este problema. Muchas personas con las que he hablado nunca han oído hablar de las Islas Marshall. Probablemente esta sea la razón por la que este problema no es tan importante como debería ser. Me cuesta creer que nuestro gobierno no se responsabilice de exponer a estas personas a los horrores de la radiación. Es una conclusión triste, pero no creo que la gente de las Islas Marshall reciba ni siquiera una disculpa del gobierno de los Estados Unidos, ya que es una población tan pequeña que apenas tiene influencia internacional.

Soy una de esas personas que nunca había oído hablar de las islas Marshall y este tema es muy triste. Especialmente que las mujeres sienten que tienen que esconderse y pasar por esto solas porque tienen miedo de ser despreciadas, cuando en realidad nada de esto es culpa suya. ¿Existe alguna forma de limpiar estos desechos radiactivos? Creo que esta historia es un recordatorio importante de lo terribles que son las armas nucleares. Estados Unidos no solo debe admitir este error, sino que en el futuro debe comprometerse a no utilizar armas nucleares. El mundo ve a Estados Unidos como un líder y Obama debe negarse a tener armas nucleares como respaldo y, en mi opinión, ni siquiera usar este material devastador para nuestras necesidades energéticas.

Estoy muy consternado al enterarme de este tema y estoy bastante consternado. Los impactos humanos y los problemas de salud son muy alarmantes, pero los problemas ambientales también son motivo de gran preocupación. Me sorprende que esto no se haya dado a conocer antes al público.

Este parece ser el problema de los efectos nucleares en los seres humanos. Nadie quiere asumir la responsabilidad de los problemas persistentes. I agree with Alec though, if the US is paying some of the medical bills for these people they have to feel like they caused the problem. However, this is the problem we face with harnessing nuclear energy. Like nuclear weapons, the fallout is virtually the same if a meltdown were to happen. Chernobyl is experiencing many of the same effects from their meltdown of their nuclear power plant.

This is awful! I can't believe what these poor people have had to endure. I really can't imagine going through something that hard and having your religion tell you that it was your fault! I really hope that this wasn't done on purpose and that nothing like this ever happens again!

I recently read a book titled 'Bravo for the Marshallese: Regaining Control in a Post-Nuclear, Post-Colonial World' by Holly Barker which goes into great detail about the events. In short, the Marshallese agreed to the Nuclear testing, but only because they had no concept of nuclear bombs, or any bombs for that matter, and because the Marshallese felt indebted to America for freeing them from Japanese reign. The U.S. essentially did as little as possible to warn the Marshallese about when and where the nuclear testing would take place, sometimes waiting up to a week after nuclear atmospheric testing to tell the locals to evacuate due to severe radioactive fallout. The Marshallese were obviously barriers to U.S. affairs and more or less a genocide was attempted. Many years later the U.S. attempted to remedy the issue with as little money as possible by offering health care to a very small selection of infected individuals, and attempting to help westernize the Marshallese by setting up a economically-centered city in the Northern, largest island. Because land was destroyed and infected with radioactive waste, the Marshallese could no longer practice traditional cultural and sustainable practices, rendering them to this city. The ultimate fate of the Marshallese is one of lost culture and drug and alcohol abuse in a hopeless, cultureless city.

It would interesting to know all of the devious and unethical things the government has been involved, this obviously being one of them. The worst part is, for most of these women there are few opportunites to advocate their concerns and recieve help. These women are completlely innocent, they did not choose to be exposed to incredible amounts of radiation yet are still suffering the consequences. It seems to me that as more environmental degradation occurs, such effects will be common all over the world.

i agree that the effects of radiocative bomb testing on human health have been tragic. However, an interesting ancillary opportunity presented by radioactive zones is using them as wildlife sanctuaries. The area around chrenobyl, for example, is now a thriving ecosystem of old growth forest and sitka deer. Similarly, the demilitarized zone in between south and north korea is one of the most biologically diverse in the world.

I watched a documentary called "Radio Bikini" if I'm not mistaken. Many of the people displaced from these islands during the tests simply wanted to go back to the radiation soaked islands to live out the rest of their lives. It was very sad that they were taken away from their haven and the island they called home and felt to be sacred.

This is just a testament to how awful the side effects of the Cold War were. Nuclear proliferation is a very scary concept.


13.0 Some Questions You May Have About Form I-9

Employers and employees can find more Form I-9 information on I-9 Central at uscis.gov/i-9-central.

1. Do citizens and noncitizen nationals of the United States need to complete Form I-9?

Si. While citizens and noncitizen nationals of the United States are automatically eligible for employment, they too must present the required documents and complete Form I-9, Employment Eligibility Verification. U.S. citizens include persons born in the United States, Puerto Rico, Guam, the U.S. Virgin Islands, and the Commonwealth of the Northern Mariana Islands. U.S. noncitizen nationals are persons who owe permanent allegiance to the United States, which include those born in American Samoa, including Swains Island. Citizens of the Federated States of Micronesia (FSM) and the Republic of the Marshall Islands (RMI) are not noncitizen nationals, however they are eligible to work in the United States.

2. Do I need to complete Form I-9 for independent contractors or their employees?

No. For example, if you contract with a construction company to perform renovations on your building, you do not have to complete Form I-9 for that company’s employees. The construction company is responsible for completing Form I-9 for its own employees. However, you may not use a contract, subcontract, or exchange to obtain the labor or services of an employee you know is unauthorized to work.

3. What happens if I properly complete and retain a Form I-9 and DHS discovers that my employee is not actually authorized to work?

You cannot be charged with a verification violation. You will also have a good faith defense against the imposition of employer sanctions penalties for knowingly hiring an unauthorized individual, unless the government can show you had knowledge of the employee’s unauthorized status.

4. Can I ask an employee to show a specific document when completing Form I-9??

No. The employee may choose which document(s) they present from the Lists of Acceptable Documents. You must accept any document (from List A) or combination of documents (one from List B and one from List C) listed on Form I-9 and found in Section 12.0 that reasonably appear to be genuine and to relate to the person presenting them. To do otherwise could be an unfair immigration-related employment practice that violates the anti-discrimination provision in the INA. You must not treat individuals who look and/or sound foreign differently in the recruiting, hiring, or verification process.

For more information about discrimination during the Form I-9 process, contact IER’s employer hotline at 800-255-8155 (TTY for the deaf or hard of hearing: 800-237-2515) or visit their website at justice.gov/ier.

Nota: Employers who participate in E-Verify can only accept a List B document if it contains a photograph.

5. What is my responsibility concerning the authenticity of document(s) an employee presents to me?

You must physically examine the original document(s), and if they reasonably appear to be genuine and to relate to the person presenting them, you must accept them. To do otherwise could be an unfair immigration-related employment practice. If the document(s) do not reasonably appear to be genuine or to relate to the person presenting them, you must not accept them.

However, you must provide the employee with an opportunity to present other documents from the Lists of Acceptable Documents.

6. May I accept a copy of a document from an employee?

No. Employees must present original documents. The only exception is that an employee may present a certified copy of a birth certificate.

7. When can employees present receipts for documents in place of actual documents from the Lists of Acceptable Documents?

The “receipt rule” is designed to cover situations in which an employee is authorized to work at the time of initial hire or reverification, but does not have the actual document listed on the Lists of Acceptable Documents. You cannot accept a receipt showing the employee has applied for an initial grant of employment authorization. See Section 4.3, Acceptable Receipts, for more information.

8. My new employee presented two documents to complete Form I-9, each containing a different last name. One document matches the name she entered in Section 1. The employee explained that she had just gotten married and changed her last name, but had not yet changed the name on the other document. Can I accept the document with the different name?

You may accept a document with a different name than the name entered in Section 1 as long as the document reasonably relates to the employee. You also may attach a brief memo to the employee’s Form I-9 stating the reason for the name discrepancy, along with any supporting documentation she provides. An employee may provide documentation to support a name change, but is not required to do so. If you determine the document containing a different name does not reasonably appear to be genuine and to relate to the employee, you may ask her to provide other documents from the Lists of Acceptable Documents on Form I-9.

9. The name on the document my employee presented to me is spelled slightly differently than the name they entered in Section 1 of Form I-9. Can I accept this document?

If the document contains a slight spelling variation, and the employee has a reasonable explanation for the variation, the document is acceptable as long as you are satisfied that the document otherwise reasonably appears to be genuine and to relate to the employee.

10. My employee’s EAD expired and now they want to show me a Social Security card. Do I need to see a current DHS document?

No. During reverification, you must allow an employee to choose what document to present from either List A or List C. If the employee present an unrestricted Social Security card, the employee does not also need to present a current DHS document. However, if the employee present a restricted Social Security card, you must reject it since it is not an acceptable Form I-9 document and ask the employee to choose a different document from List A or C.


Marshall Islands profile - Timeline

A chronology of key events:

circa 2000 BC - First Micronesian navigators arrive in the Marshall Islands, naming the atolls Aelon Kein Ad - "our islands". They are skilled navigators able to make long canoe voyages among the atolls.

1521 -29 - Portuguese navigator Ferdinand Magellan and Spaniard Miguel de Saavedra visit the islands.

1592 - Spain lays formal claim to the islands.

1788 - The Marshall Islands are given their name by British Naval Captain John William Marshall who sails through the area with convicts bound for New South Wales.

1864 - German Adolph Capelle establishes the first trading company. Several other German trading companies follow suit.

1885 - Germany annexes the Marshall Islands and pays Spain 4.5 million US dollars in compensation. Germany leaves the running of the islands to a group of powerful German trading companies.

1886 - Germany establishes a protectorate over the islands.

1887 - The Jaluit Company, a German corporation, is entrusted with the governance of the Marshall Islands.

1914 - Japan captures the islands and builds several large military bases there.

1920 - League of Nations grants Japan a mandate to administer the islands.

1944 - US forces capture islands from the Japanese.

1946 - US begins a nuclear weapons testing programme called Operation Crossroads on Bikini Atoll. Chief Juda of Bikini agrees to evacuate the 167 islanders to Rongerik Atoll, 125 miles east of Bikini Atoll, on the understanding that they will be able to return once the tests are over.

1947 - The Marshall Islands becomes part of the Trust Territory of the Pacific Islands created by the UN and administered by the US.

1948 - Islanders are forced to evacuate Enewetak Atoll as US expands nuclear weapons testing programme in the area.

1954 - Bravo, the most powerful hydrogen bomb ever tested by the US, is detonated on Bikini Atoll.

1965 - US government sets up the Congress of Micronesia in preparation for greater self-governance in Micronesia.

1969 - US embarks on a long-term project to decontaminate Bikini Atoll.

1970s Islanders are told that it is safe to return to Bikini but are subsequently found to have dangerous levels of radiation in their bodies and are evacuated once again. Following exposure to such high levels of radiation the islanders begin to develop severe health problems.

1973 - Marshall Islands withdraw from the Congress of Micronesia seeking greater political independence.

1979 - Independence. US recognises the Constitution of the Marshall Islands and its government. Amata Kabua is elected president.

1980 - Having removed much of the topsoil on Enewetak Atoll, the islanders are permitted to return.

1982 - Officially renamed the Republic of the Marshall Islands.

1983 - Marshall Island voters approve the Compact of Free Association with the US which will give them independence. The Marshall Islands will receive financial and other aid from the US, which retains responsibility for defence. The US keeps its military base on Kwajalein Atoll. Today this is a vital part of the US missile defence shield tests.

1985 - US agrees to complete the decontamination of Bikini Atoll within 15 years.

1986 21 October - US Congress ratifies a Compact of Free Association giving the Marshall Islands independence. Islanders are promised compensation for damage caused by nuclear tests in the 1940s and 50s.

1988 - US-funded Nuclear Claims Tribunal is set up to determine a final compensation package to the islanders.

1989 - UN report warns that rising sea-levels will completely submerge the Marshall Islands by 2030 because of global warming.

1990 - UN terminates trusteeship status. Country is admitted to the UN in 1991.

1996 - Radiation levels are considered low enough to permit the return of tourism to Bikini Atoll.

1998 - Marshall Islands become one of only a handful of states to officially recognise Taiwan.

2001 - Nuclear Claims Tribunal determines damages to be paid to Bikinians. There is not enough cash to honour the award and it is left to the Bikinians to petition the US for more money. A decision is expected to take years.

2003 December - US president signs new Compact of Free Association, worth $3.5bn over 20 years, with Marshall Islands and Micronesia.

2004 January - President Kessai Note begins second four-year term.

2007 August - The Organisation for Economic Cooperation and Development (OECD) removes the Marshall Islands from its blacklist of uncooperative tax havens.

2007 November - National election takes place amid reports of "chaotic" organisation.

2007 December - Election results show no clear winner and are challenged in court and by a number of recount petitions.

2008 January - Parliament elects former speaker Litokwa Tomeing as president by 18 votes to 15.

2008 December - Government declares state of emergency as waves flood Majuro and Ebeye urban centres, displacing hundreds of people.

2009 October - Jurelang Zedkaia is chosen as president after Litokwa Tomeing is ousted in a no-confidence vote.

2012 January - Christopher Loeak becomes president.

2013 September - Pacific island leaders meet in Marshall Islands, sign "Majuro Declaration" promising to tackle climate change.

2014 April - The Marshall Islands sues all nine of the world's nuclear-armed states for allegedly failing to pursue disarmament talks stipulated under the 1968 Nuclear Non-Proliferation Treaty.

2014 March - Marshall Islands declares a state of emergency after major flooding.

2015 November - General election sees many veteran politicians lose office, including half the cabinet. Neither President Loeak's supporters nor the opposition KEA party muster a majority.

2016 January - Parliament elects independent senator Hilda Heine first female president of the Marshall Islands, after toppling President Carsten Nemra in no-confidence vote. He held office for one week.

US drops Forum Fisheries Agency treaty with Pacific nations, leaving Marshall Islands facing serious shortfall in revenues from fees.

2016 October - International Court of Justice rejects cases brought by the Marshall Islands against Britain, India and Pakistan for their alleged failure to pursue nuclear disarmament, saying it does not have jurisdiction in the matter.


Ver el vídeo: 10 SEÑALES de que tus GUÍAS ESPIRITUALES desean CONTACTARTE


Artículo Anterior

12 deliciosos platos colombianos que puedes cocinar en cualquier lugar

Artículo Siguiente

Lo que se debe y no se debe hacer en la conducta en el cementerio